Incrementa tus niveles de energía

Una de las principales claves del éxito es mantener durante todo el día niveles óptimos de energía, hay quienes dicen que es el tiempo, sin embargo a veces llegas a casa con suficiente tiempo para emprender proyectos o para dedicarte a otras actividades importantísimas como leer, hacer ejercicio, compartir con tu familia, etc, pero llegas tan agotado que solamente puedes aplastarte en tu cama a ver improductiva televisión.

Para evitar esta desgastante e ineficiente situación te voy a dar algunos tips de mucho beneficio:
– Toma mucha agua durante el día, empieza desde que te levantes, durante la noche te deshidratas y es necesario reponer tus abastecimientos, mantente hidratado durante el resto de la jornada ingiriendo entre 2 y 3 litros repartidos durante la jornada.

– Alimentate inteligentemente, inicia con un buen desayuno lo más pronto posible después de despertar, si no lo haces o si solo te tomas un café, tu organismo caníbalizara a tus músculos para obtener energía y durante este proceso se liberarán sustancias que te harán sentir agotado. Reparte los alimentos en 5 o 6 raciones pequeñas a lo largo del día, elígelos saludables, aumenta las porciones de frutas y verduras, disminuye o elimina el café, las bebidas gaseosas, los alimentos fritos y procesados; entre mas cercanos a su estado natural sea lo que ingieres, mucho mejor para tu organismo y metabolismo.

– Ejercítate y respira, una vez despiertes estírate, no te levantes inmediatamente como si estuvieras ebrio, tambaleándote, toma tu tiempo para adquirir  consciencia de tu cuerpo, haz en la cama como si te estiraran de pies y manos, luego párate y mueve tus articulaciones grandes como hombros y rodillas, después de eso regálate 3 minutos para concentrarte solo en tu respiración de tipo abdominal, repite esto mínimo 3 veces al día.

– En lo posible establece un plan de ejercicios que incluyan fuerza, resistencia y flexibilidad, mientras lo haces por lo menos camina 40 minutos diarios.

– Medita, aprende a hacerlo es muy fácil pero amerita disciplina, hazlo ojalá a mañana y noche, durante 20 minutos concéntrate solo en tu respiración, acallando tus pensamientos, relajando paulatinamente tu cuerpo desde la punta de tus pies y hasta tu cuero cabelludo.

– Duerme bien, entre 6 y 8 horas, más es un desperdicio y menos probablemente no sea suficiente, hay quienes duermen 3 o 4 horas pero con buena calidad de sueño y descansan mejor que los que pasan más de 8 horas dando vueltas en la cama, un consejo, antes de dormir evalúa tu día, aquello que no hiciste bien, con lo cual no estas conforme, medítalo, visualízalo haciéndolo de la manera ideal y luego planea tu siguiente día, esto hará que no te atormentes durante el sueño.

-Piensa positivamente y actúa con determinación, elimina los pensamientos negativos, si permites que tu dialogo interior sea deprimente, esto se reflejará en tu estado de animo, andarás por la vida como si no pudieras con tus pies y tus acciones serán consecuentes con esto. ¿ Adivinas como serán tus resultados?

Si aplicas estos sencillos pero contundentes consejos, te garantizo que tu vida subirá de nivel, te moverás rebosante de energía, serás imparable, contagiarás con tus comportamientos y podrás lograr lo que te propongas.

¿ Te animas?

Deja un comentario